Unidad del Dolor

Unidad del Dolor

 

Jefe de Servicio: Ignacio J. Hernández Ferreras

Consultor: Ricardo González Durán

Médicos Adjuntos:

  • Cristina Álvarez Zapatero

 

Presentación:

La Unidad Multidisciplinaria de Tratamiento del Dolor, es una unidad de superespecialización médica, que está formado por un equipo multidisciplinario, dedicado al diagnóstico y tratamiento de trastornos que cursan con dolor, especialmente de carácter crónico (evolución de más de 90 días).

La unidad aunque también trata pacientes con dolor oncológico, no es una unidad de cuidados paliativos, sirviendo ocasionalmente de apoyo a dichas unidades de asistencia domiciliaria para el manejo del dolor no controlado por las mismas. En la practica la mayoría de los pacientes que tratamos, su dolor es de origen no oncológico.

Los pacientes son derivados por otros médicos especialistas, después de que su diagnóstico o intervenciones terapéuticas, indican la posibilidad que el síntoma doloroso tiene que ser diagnosticado y tratado actuando sobre la causa neurofisiológica de producción del dolor.

 

Patologías:

Estos diferentes procedimientos de tratamiento, se aplican de forma específica en el tratamiento de trastornos como:

  • Cefaleas.
  • Lumbalgias, Lumbociáticas y síndromes postquirúrgicos de columna.
  • Sacralgias.
  • Cervicalgias.
  • Dorsalgias.
  • Dolor Miofascial o por contracturas musculares persistentes.
  • Dolor artrósico de columna, hombros, caderas, rodillas, etc.
  • Dolor Complejo Regional o Distrofia Simpática Refleja o Sudeck.
  • Neuralgias Postherpéticas.
  • Neuropatías Diabéticas y Polineuropatías.
  • Cicatrices dolorosas.
  • Dolor por Aplastamientos Vertebrales.
  • Fibromialgia.
  • Dolor por Miembro Fantasma.
  • Neuralgias del Trigémino y Faciales.
  • Dolor Neuropático o por Lesión Nerviosa.
  • Dolores Postraumáticos.
  • Dolor de Origen Vascular.
  • Dolor Visceral (Pancreatitis, Endometriosis…).
  • Dolor Psicógeno.
  • Dolor Oncológico.

 

Actividad:

En el caso de las primeras consultas el paciente tiene que ser remitido por otro especialista, y se requieren las pruebas diagnósticas previas que se le han realizado a los pacientes, junto con sus respectivos informes, así como los informes médicos de cirugías o diagnósticos previos.

Adicionalmente, ajustando a las necesidades de cada paciente, se realizan tratamientos con fármacos que actúan sobre las causas del dolor, tratamientos con bloqueos nerviosos de las zonas que presentan dolor, tratamientos con procedimientos de radiofrecuencia que modulan la actividad de territorios sensoriales, procedimientos de denervación, sistemas de administración de fármacos a través de Iontoforesis, Bombas de Infusión, Sistemas de Estimulación Eléctrica (Electrodos, TENS, Corrientes Interferenciales, ozonoterapia).

Los tratamientos se realizan en consulta, salas de despertar, quirófanos de hospital de día y/o quirófanos centrales dependiendo de las necesidades de cada paciente. La mayoría de los tratamientos se realiza de forma ambulatoria.

Posteriormente a los tratamientos, se realizan consultas de seguimiento y control de la evolución de cada paciente, durante lapsos de tiempo que varían dependiendo de la curación, mejoría y evolución de los pacientes, con la intención de evitar recaídas y ajustar la evolución.

 

Actividad en hospitalización:

De forma programada podemos ingresar pacientes cuya patología requiera control y tratamiento hospitalario.

 

Investigación:

Se realizan estudios de investigación clínica y ensayos clínicos.